+ Renovación Interior

22 Septiembre 2011 - Revista Semana - Por Natalia Mejia

RENOVACIÓN INTERIOR

Variados materiales y el talento de los arquitectos y diseñadores interioristas se unen para crear ambientes funcionales y con personalidad. La construcción industrializada y la masificación de los productos inmobiliarios harían pensar que no hay lugar para la individualidad en los espacios habituales. Nada más lejano de la realidad. La amplia gama de materiales de acabado y su amplia variedad de texturas y colores se unen a las posibilidades del diseño interior para darle a cada ambiente una personalidad distinta.

La alta complejidad y los numerosos requerimientos estéticos y funcionales de los espacios han hecho del interiorismo una actividad especializada, como lo afirman Natalia Mejía y Carlos Zuluaga, de ZUME Arquitectura, empresa dedicada a diseñar y construir interiores en aplicaciones comerciales, educativas y corporativas.

Según estos profesionales, resulta ideal que el acompañamiento del interiorista se produzca desde las primeras fases del diseño e incluso, desde la selección del local de acuerdo con las reglamentaciones y usos permitidos.

A los requerimientos propios de cada actividad se suman condiciones como las exigidas por el sistema de certificación Leed (Leadership in Energy and Environmental Desgin), desarrollado por el Usgbc (United States Green Building Council), que son tomadas en consideración por entidades y empresas para escoger y adecuar sus espacios. En la misma línea, se tienen en cuenta recomendaciones y orientaciones del Consejo Colombiano de Construcción Sostenible.

De acuerdo con Zume, el diseño interior resulta de la capacidad de propuesta de los profesionales, pero también responde a los manuales, procedimientos y políticas de imagen corporativo de las instituciones. En estos casos, el trabajo de los interioristas consiste en adaptar esas indicaciones a los espacios, técnicas y materiales disponibles, coordinando un amplio conjunto de saberes y capacidades en función de las necesidades de cada obra.

La presencia creciente de marcas comerciales internacionales en los ámbitos urbanos del país trae uno de los efectos de la globalización de la economía como la identificación de fachadas y espacios con los patrones de imagen corporativa diseñados por las marcas, que tienden a mantener sus características y especificaciones alrededor del mundo.

Mientras que esto sucede con el diseño interior en ámbitos corporativos, los hogares cuentan, hoy más que nunca, con posibilidades de acabados que personalizan los espacios aun con presupuestos restringidos. Así lo afirma Ana María Fernández, arquitecta asesora del Centro de Acabados Amarilo, una sala de exhibición con montajes domésticos que cuentan con sistemas paneles deslizantes que permiten visualizar distintas combinaciones de acabados de pisos, muros y superficies.

Dentro de las preferencias actuales se destacan los porcelanatos con apariencia de cerámica y las líneas de tonalidades y texturas de piedras como mármol, granito, e incluso madera o metal. También creció la aceptación de laminados tipo madera hechos a partir de aglomerados y recubrimientos sintéticos que reemplazan los listones de madera natural.

Para los amantes de la originalidad de los materiales naturales, las empresas especializadas ofrecen numerosas referencias de mármoles, granitos, pizarras y piedras de enchape, cueros de tapicería y maderas naturales, dentro de los cuales se recomiendan aquellas con certificación de procedencia de bosques cultivados, como es el caso de los productos de Refocosta, empresa del grupo Valorem, y de Pizano.

Con una variedad tan amplia de productos y sistemas de acabados, el presupuesto es un criterio válido para seleccionar los materiales. Por ejemplo, un piso laminado tipo madera puede costar en promoción alrededor de $20.000 pesos por metro cuadrado, mientras que esa misma cantidad de material en granito topo Ubatuva verde puede costar alrededor de $200.000 pesos por metro cuadrado. Por eso, un cuidadoso análisis de los acabados, considerando las expectativas de uso u los efectos decorativos, resulta en una selección de materiales acertada a un costo razonable.

Lineas de diseño

Con proyectos de distintos tipos y escalas, los constructores y promotores inmobiliarios están avanzando en la oferta de distintas opciones de vivienda para todos los estratos, tanto en entornos urbanos como en ubicaciones campestres.

Biblioteca de la Fundación Colegio Santa María



Diseñada por la firma ZUME Arquitectura Ltda., la sala de lectura infantil de esta institución educativa recrea un espacio de fantasia para las niñas, con personajes de la literatura infantil plasmados en los muros. El color del mobiliario y la luz natural con los plafones del cielo raso son parte fundamental de este espacio para lograr un ambiente alegre, divertido y propicio para las actividades. El tratamiento acústico se hace imperceptible y se mimetiza con los cuadros de color y círculos en el cielo raso, convirtiéndose en juego. El patio de lectura es un espacio de integración entre la literatura y la naturaleza, generando un ambiente de tranquilidad. Los materiales utilizados evocan el patio central de una caso donde la vegetación, el agua, el aire y la luz natural cobran vida.

Mora Agudelo Abogados Asociados



Las oficinas de esta firma de abogados rompen con el formalismo de los espacios tradicionales de los juristas. Recrean un ambiente tranquilo y perfecto para los clientes. El diseño moderno se logra con la transparencia de el mobiliario, el color y las imágenes propias de la firma.